Métodos ágiles para mejorar la productividad en equipos de trabajo

877

La pandemia ha cambiado por completo la manera en como gestionamos el trabajo. En un mercado cada vez más competitivo y digitalizado, resulta indispensable que los profesionales tengan las herramientas para desenvolverse de manera adecuada.

Una de estas herramientas son los métodos ágiles, que permiten adaptar la gestión o la forma de trabajo hacia el proyecto, permitiendo ser flexible y adaptarse a cambios u obstáculos. “Más del 40% de organizaciones en América Latina aplica agilidad ya sea en toda la organización, en proyectos específicos o en equipos ágiles. Esta creciente demanda, nos da la oportunidad de convertirnos en profesionales ágiles para potenciar nuestro perfil y responder a las necesidades del mercado”, señala Fabio Mory, fundador de New Agile Academy, primera academia online en métodos ágiles, perteneciente al portafolio de StartUPC.

Al aplicar los métodos ágiles será posible generar mejoras en nuestra productividad e impactar en los equipos de trabajo. Existen diversos métodos que puedes poner en práctica, Fabio Mory comparte 5 métodos ágiles y lo que implica cada una:

  1. OKR (Objetives and Key Results): Este se enfoca en la fijación de objetivos y resultados clave. Permite alinear los esfuerzos de los equipos y marca un ritmo y dirección de trabajo. Este método permite una comunicación más precisa e indicadores que midan el progreso hacia la visión de la empresa.
  2. Lean Startup: Este se basa en el aprendizaje validado, es decir, verificar la hipótesis antes de lanzar el mercado el proyecto final. Esta metodología permite desarrollar un producto mínimo viable, el cual cumple con las necesidades de su nicho de mercado. Además, se obtiene el máximo valor de los recursos, mejora las capacidades de cooperación en el equipo e impulsa una cultura de innovación.
  3. Kanban: Es un método para gestionar el trabajo. Ayuda a dar instrucciones de trabajo mediante tarjetas visuales y gestionar su avance. A través de ella, los trabajadores pueden reconocer cuándo están incurriendo en retrocesos y determinar los cuellos de botella a lo largo del proceso.
  4. Scrum: Es donde se aplican un conjunto de buenas prácticas enfocadas en el trabajo colaborativo. Esto con el fin de obtener mejores resultados posibles. Gracias a este método, se realizan entregas continuas y regulares del proyecto final, las cuales aportan valor agregado. Este método esta diseñado especialmente para proyectos con entornos complejos.
  5. Design Thinking: Es una metodología que sirve de herramienta para ofrecer soluciones innovadoras a problemas latentes del consumidor. Se basa en un proceso con diferentes fases, pasando por las técnicas de ideación hasta el prototipado de una idea. Este método permite resolver problemas, rediseñar procesos, crear un plan B y muchas acciones más.

SUSCRÍBETE a InfoCapitalHumano y entérate las últimas novedades sobre el sector de Recursos Humanos. Conoce más en el siguiente link: https://bit.ly/2Ot6KZm

Comentarios